Zonadostres – Información de baloncesto femenino. Liga Femenina, LF2, FIBA…

Andrea Boquete: «Estoy segura que seguiré ligada a esto porque realmente es lo que me apasiona»

Pieza clave en la Selección Argentina. Lleva desde el 2007 vistiendo la celeste y blanca. Su debut con la absoluta fue en el Sudamericano del 2010.  Esta semana hablamos con la mendocina Andrea Boquete nueva jugadora del RACA Granada. A sus 30 años nos cuenta cómo pasó toda la situación del COVID, cómo ve el básquet femenino en Argentina, la descalificación de la Selección por contagios en el AmeriCup de Puerto Rico, el ascenso con Ferrol y el nuevo proyecto que tienen entre manos en Granada.

Andrea Boquete | Foto: RACA/Fermín Rodríguez

Antes de empezar con lo deportivo, contános cómo viviste la cuarentena, cómo entrenabas, mentalmente cómo estabas…

Sinceramente, fue muy duro, sobre todo mentalmente, primero porque nadie estaba preparado para afrontar una situación así, y segundo porque había una gran incertidumbre con respecto a todas las actividades y a la vida personal de cada uno, no se sabía con exactitud qué pasaba y no había un control del tiempo en cuanto a encierro. Pero pienso y afirmo que el ser humano tiene la capacidad de adaptarse a cualquier circunstancia de la vida y si bien costó mucho cuando comenzó todo porque era algo que nos descolocó y cambió todos nuestros planes, por lo menos para mí después pudo ser más llevadero, no había opción y uno tiene que ponerse fuerte de la cabeza. Los deportistas no estamos acostumbrados a entrenar en espacios tan reducidos y mucho menos con casi nada de material, pero en esos momentos los profesionales que nos acompañan, más la imaginación de cada uno ayudaron mucho a la hora de hacer rutinas y ejercicios en casa. Por mi parte, siempre me mantuve positiva entrenando al máximo dentro de mis posibilidades.

Le costó 20 meses de espera al básquet femenino en Argentina para volver… ¿Pensás que fue mucho tiempo esa espera?

Costó mucho el regreso a las actividades, tanto en Argentina como en otros países y obviamente fue difícil en líneas generales, pero se pudo retomar y eso es lo importante. Puedo decirte que el básquet argentino lo sufrió mucho ya que sinceramente se hace un esfuerzo día a día muy grande por parte de cada club para poder tener una buena competición femenina, es una lucha constante desde hace años y sinceramente la pandemia golpeó muy fuerte.

Se venía viendo un gran nivel de Liga Femenina, ¿ves que la cuarentena atrasó un poco todo en general?

Hay mucho talento y calidad en Argentina, eso no se discute porque la verdad es que lo vivo en carne propia y sé lo que hacemos tanto las jugadoras como los entrenadores que amamos este deporte y puedo decir que estos últimos años se está haciendo un sacrificio mayor por parte de todos. Aunque hay un cambio significativo en comparación a los años anteriores, también admito que somos conscientes de que hay un largo camino por recorrer, que si bien el cambio se va dando es muy lentamente. De mi parte solo deseo que algún día el básquet argentino, en la rama femenino, pueda ser una liga totalmente consolidada y reconocida. Muchas de nosotras dejamos nuestras familias y nos vamos de nuestro país buscando en lo deportivo y en lo económico algo mucho mejor ya que allí, hoy por hoy, no lo tenemos.

Con la Selección Nacional viajaron a la AmeriCup de Puerto Rico, con la gran mala suerte que sufrieron un brote de contagios por COVID, no pudieron jugar contra Venezuela y Estados Unidos y fueron descalificados. ¿Cómo se quedó el equipo anímicamente?

Fue un golpe duro, y hasta el día de hoy me cuesta asimilar la situación que nos tocó vivir. Soy de las personas que piensa que todo pasa por algo, y aunque es doloroso quedar fuera de un Mundial estoy segura de que nos fortalecerá como equipo en el futuro. Solo agradezco que todas las personas involucradas estamos bien de salud.

¿Les pareció justa la descalificación?

No es justo ni tampoco injusto, creo que es parte de la situación que se está viviendo, creo que se hizo lo que se tenía que hacer para no perjudicar a nadie más, la salud es lo más importante.

En España la temporada pasada ascendiste con Ferrol a la máxima categoría. ¿Cómo viviste el ascenso?

Fue un sueño cumplido después de tanto esfuerzo y entrega por parte de todo el equipo y del club. Coronamos un año estupendo que quedará guardado siempre en mi corazón.

Ahora llegas a Granada, armaron un gran equipo, ¿cómo ves la temporada? ¿Ilusionada con este nuevo proyecto?

Será una liga muy dura de eso estoy segura, pero estamos formando un gran EQUIPO que será duro de batir. Tengo claro de que si trabajamos y dejamos el alma en cada entreno vamos a conseguir grandes cosas. Estoy muy ilusionada con el gran proyecto del club y con la gran temporada que nos espera.

Andrea en el encuentro frente al Estepona | Foto: RACA Granada/Fermín Rodríguez

Maribel Piñar te considera una jugadora muy completa, ¿qué esperas aportar al equipo?

Quiero aportar toda mi experiencia, y mostrar mi temperamento como jugadora, llevo muchos años jugando internacionalmente y quiero brindar en el equipo todo lo que he vivido y he aprendido en todo este tiempo. Vaciándome en cada entreno y en cada partido sin dejarme nada dentro. Suelo ser muy silenciosa y quien me conoce sabe que soy una jugadora de poco hablar y apenas se me escucha, pero a mí me gusta demostrar con hechos la jugadora que puedo ser y dar el ejemplo desde ese lado.

Tuve la posibilidad de hablar varias veces con Maribel y me encontré súper cómoda en cada charla que tuvimos, sinceramente, me transmitió muchísima seguridad y estoy agradecida. Ella sabe que estoy a disposición del cuerpo técnico cien por cien para todo lo que me pidan, y espero hacerlo de la mejor manera posible cubriendo todas sus expectativas.

¿Qué notas de diferente del básquet español al argentino?

Puedo decir que acá es un básquet más profesional, obviamente el nivel es mucho más fuerte ya que hay mayor cantidad de equipos y al reforzarlos con extranjeras potencia aún más la liga. Tienen un gran apoyo tanto en patrocinios como en difusión y eso sin dudas es importantísimo para perdurar en el tiempo. Hay una estructura más consolidada que se nota y por eso muchas jugadoras vienen a las ligas de Europa, para poder mejorar en muchos aspectos y regresar a nuestro país para llevar el mejor nivel a nuestra Liga. De todos modos, siempre digo lo mismo, el básquet es básquet en cualquier parte del mundo, y dentro de la pista somos 5 vs 5, es el gen argentino: ser siempre competitivo aunque haya muchas adversidades.

¿En qué momento estás de tu carrera deportiva?

Creo que me encuentro en un momento de mayor maduración tanto dentro como fuera de la cancha. Y eso hace que hoy lo viva de una manera muy especial, lo disfruto mucho más y puedo ser yo misma jugando. No sé si he llegado a mi techo máximo, sinceramente, espero que no, porque quiero dar más de mí y soy consciente de que siempre se aprende algo nuevo. De eso se trata, de querer crecer día a día, tanto en lo personal como en lo deportivo, y pienso que en el ambiente del deporte cada día puede ser muy enriquecedor. Estoy segura que seguiré ligada a esto porque realmente es lo que me apasiona.

Like this Article? Share it!

About The Author

Leave A Response